Índice

Sponsors

cic kodak3 kodak3

logo-atdl

Asociación Técnica de Diarios Latinoamericanos

Índice

Boletín Semanal Enero 20, 2023
 

Hace unos años, en este informe detectamos una tensión significativa entre las funciones editorial, comercial y de producto, así como una falta de comprensión sobre qué papel tiene el área de producto en una organización periodística. Pero las cosas empiezan a cambiar: hay más confianza en que se están desarrollando los productos adecuados (un 54% está de acuerdo), un proceso claro para mejorar y optimizar los productos existentes (54%) y una cultura de aprender de los errores (52%).

Sin embargo, la satisfacción es menor cuando se evalúa con qué rapidez se desarrollan productos y funciones: sólo el 41% de los directivos consideran que su empresa hace un buen trabajo en este sentido. Menos aún (23%) piensan que los medios son buenos a la hora de descartar productos antiguos que tienen menos valor, lo que tiende a ralentizar el progreso en otros ámbitos. Esto contrasta contundentemente con empresas tecnológicas como Meta y Twitter, que eliminan sin piedad aquello que no funciona, tal como hemos visto en la sección anterior.

El Financial Times es uno de los que intenta acelerar el proceso de desarrollo de productos. FT Edit, una selección de sus mejores contenidos, es el primer producto nuevo que lanza en la última década y representa el inicio de una fase más experimental, para lanzar y probar ideas con usuarios reales de manera frecuente.

Otro ejemplo de un producto surgido de técnicas ágiles es Newsprint del Washington Post, una revisión personalizada del periodismo consumido el año anterior. Inspirado en la exitosa función Wrapped de Spotify, muy presente al final de cada año, el equipo de producto orientó la idea hacia brindar información sobre la personalidad del lector, después de que los comentarios iniciales mostraran que había menos interés en repasar las cosas que habían leído.

Ejemplos de desarrollo iterativo de productos en el Washington Post y en el FT

Para algunos, el mayor obstáculo para conseguir más rapidez se vincula a retener al personal técnico y de producto, dada la naturaleza competitiva del sector. Pero, en general, este año hallamos un enfoque del desarrollo de productos mucho más centrado en las audiencias. Aquellas instrucciones de los directivos que decían “sólo hazlo” han sido reemplazadas por procesos que identifican “el problema que esto resuelve y para quién", según cuenta el director de producto de un medio británico líder. Aun así, estos enfoques apoyados en evidencias a menudo pueden llevar más tiempo y continúan generando tensiones: “Sigue existiendo una división entre el personal periodístico y el de producto, que es nuestra mayor traba para lograr más velocidad y trabajar juntos en prioridades complejas”, detalla el jefe digital de una cadena pública europea.

Los modelos basados en las “necesidades de las audiencias” ayudan a enfocar el desarrollo

Otra tendencia clave es cómo los equipos periodísticos y de producto han ido adoptando los modelos de las “necesidades de los usuarios” y las metodologías que analizan los “problemas que debe resolver un producto” (jobs-to-be-done) para identificar oportunidades. Estos procesos plantean preguntas sobre el papel que pueden desempeñar los productos editoriales en un mundo en el que abundan las opciones mediáticas. Se profundiza, por ejemplo, en los problemas concretos de las audiencias y se reflexiona sobre distintas formas de resolverlos. Cuando hace unos años estos procedimientos se implementaron en la BBC, los resultados motivaron la creación de más contenidos que inspiraran y explicaran acontecimientos complejos, y menos noticias que se limitaran a mantener a la gente al día. En cierto modo, estos enfoques responden a los retos que plantea la evasión de noticias, según analizamos en la sección 3, y también representan una de las razones por las que resuenan en medios como el New York Times, tanto en los contenidos como en los productos. En el siguiente mapa no oficial de las “necesidades de los usuarios”, elaborado por el consultor Dmitry Shishkin, es fácil ver que adquisiciones recientes como Wordle y The Athletic se han basado en este tipo de pensamiento.